viernes, 23 de enero de 2015

Libro de preguntas que trascienden el «yo»

Por Sonia Rabinovich

Querido poeta, gracias por estos poemas de Mortal en la noche, libro de preguntas que trascienden el «yo» para universalizarse en los cuestionamientos del ser y su existencia.
Se hace presente la ausencia en cada poema y el mundo existiendo per se sin necesidad de la mirada del poeta; sin embargo, es esa mirada la que hace existir al mundo para sí y darle un sentido. Podría arriesgar, Fernando, tras una primera lectura, que el núcleo medular de este poemario se encuentra en Cuatro elementos: 1/La tierra: 

«Y el mundo externo al que, pareciera, nunca
Vas a pertenecer (…)
(...) Respiras
Y crees dejar en cada mínimo gesto
Una muesca. Pero el planeta borra
Con un giro más cualquier evidencia». 

Esta es tu huella Fernando, el poema, y esta también tu tierra de pertenencia. Gracias nuevamente por este libro.