lunes, 2 de diciembre de 2013

Un poeta mayor

Por Rafael Felipe Oteriño

Querido Fernando:

Leo tu libro y descubro a un poeta mayor y su lúcida meditación sobre nuestra condición temporal; y en paralelo, el afán constructivo de crear la pieza verbal que dé respuesta al corazón desolado; he subrayado Documento de identidad, Caza mayor y menor, Archivo JPG, Autodefinido y me he detenido en Hybris, que contiene y expresa nuestros desvelos de escritores; hay urgencia en tu decir y eso legitima a todos y a cada uno de los poemas, porque permite componer el escenario y el primer agonista; dice muy bien Cereijo cuando destaca la «mirada escéptica y lúcida» de quien «se sabe solidario de todo cuanto existe»; está hablando de una conducta y de valores y no otro es el ámbito de tu poesía necesaria; te mando un abrazo agradecido, mientras te sigo leyendo (pero esquivando el «mortal» para el que todavía sos joven).

26 de noviembre de 2013